puertaro
RUTA DEL ROMÁNICO

En las tierras de Sober encontramos restos artísticos que van desde los tiempos protohistóricos hasta la época moderna. La cultura castreña fue una de las que tuvo mayor presencia en Sober.
Los romanos que entraron por el curso fluvial del Sil tambien dejaron su huella en Sober. El románico como cultura y estilo artístico es el que mayor pisada dejo en las Riberas del Sil, cauce fluvial del que Sober es uno de sus hijos. Así nos encontramos con restos de este estilo, entre otros,  en la Iglesia de Santa María de Bolmente, Iglesia de Santa María de Proendos, Iglesia de San Xulián de Lobios, Iglesia de San Vicente de Pinol, Iglesia de San Pedro de Canaval… 

 

!

Iglesia de Santa Maria de Bolmente

Iglesia de origen Románico reconstruida a finales del siglo XVIII. Conserva cinco canecillos lisos en el alzado sur del ábside, una saetera y el arco triunfal del interior.

Iglesia de Santa Maria de Proendos

Iglesia parroquial, de la segunda mitad del siglo XII, de planta rectangular, una sola nave y cubierta de madera y teja. Presenta tres épocas de construcción: la capilla, la sacristía y la nave mayor y el campanario.
En la capilla mayor se conservan pinturas murales de finales del siglo XV que representan varios misterios de la vida del señor.
En madera, resalta el Retablo Mayor, obra de Gregorio Blanco de finales del siglo XVII.

Iglesia de San Xulián de Lobios

La iglesia se construyó en el siglo XII y se encuadra en el románico rural con elementos de transición al gótico. De nave y ábside rectangular; la nave presenta cubierta de madera a dos aguas y el ábside una sencilla bóveda de crucería en el tramo inmediato a la nava y con bóveda de cañón apuntada en el tramo del testero. Tiene tres portadas con arco de medio punto y capiteles decorados con motivos animales y vegetales. En el interior se conservan pinturas murales del siglo XV y XVI.
Formando parte del conjunto monumental de Lobios tenemos la capilla de la Reina de los Ángeles y el cruceiro:
La capilla es muy antigua y aparece en una leyenda del tiempo de los “moros”.
El cruceiro es de piedra granítica de 5,5 metros de altura y en la cruz se representa El Desenclavo y la Dolorosa.

Iglesia de San Vicente de Pinol

Iglesia del siglo XII de planta de cruz latina y ábside rectangular. La fachada presenta una puerta con arco de medio punto y un rosetón con una estrella hexagonal calada.

Iglesia de San Pedro de Canabal

Su iglesia es de traza románica, aunque posteriormente fue objeto de reformas. Conserva formas románicas del S.XIII en su portada principal.